Asunto:

Los integrantes de la Red Temática sobre Migrantes y Trata de Personas de la Federación Iberoamericana del Ombudsman (FIO), reunidos en la Ciudad de México con motivo de la Tercera Cumbre Iberoamericana sobre Migración y Trata de Personas los días 3 y 4 de septiembre de 2019.

Asunto:

Nosotros, las instituciones organizadoras y los participantes de la “Tercera Cumbre Iberoamericana sobre Migración y Trata de Personas”, celebrada en la Ciudad de México, México, los días 3 y 4 de septiembre de 2019, relacionados con distintas organizaciones nacionales e internacionales de derechos humanos, agencias del Sistema de las Naciones Unidas, órganos del Sistema Interamericano de Derechos Humanos y otras organizaciones de la sociedad civil y la academia, reunidos para analizar la migración en el ámbito nacional, regional y global, así como la violación a los derechos humanos que representa la trata de personas, llegamos a las conclusiones que a continuación se enuncian.

Asunto:

A lo largo del tiempo pero especialmente en los últimos años, se ha advertido que las personas en contexto de migración vienen enfrentando problemáticas causadas, principalmente, por la violencia, la pobreza y las condiciones naturales adversas, lo que les ha obligado a huir de sus países de origen en búsqueda de otros lugares en los que puedan tener una mejor vida, sobre todo con dignidad.

Asunto:

Única. Realizar un estudio, buscando apoyo en la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), para exponer profundamente las causas de la migración, centrándose en primer lugar en las que tienen que ver con la pobreza, la desigualdad, la violencia, la discriminación, la desposesión de territorio y cambio climático; así como con la falta de oportunidad laboral y desarrollo económico; y, en segundo lugar, en las relacionadas con el desplazamiento forzado interno, con especial referencia a la violencia, los desastres naturales y los cambios climáticos.

Asunto:

Invitar a la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y al Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) a que compartan y expongan la información que han generado sobre la magnitud y las tendencias de la migración extra continental en las Américas.

Asunto:

Reconocer la importancia de la cooperación para atender en el ámbito nacional de cada Estado los flujos de las personas migrantes venezolanas en la región.

Asunto:

La trata de personas es un delito que, sin importar fronteras, nacionalidades, ni condición económica, interrumpe el libre desarrollo de mujeres, hombres y personas menores de edad, atenta contra la dignidad de los seres humanos y pone en riesgo millones de vidas cada año. Se nutre de la falta de visibilidad, de la indiferencia y de la tolerancia a prácticas que se han normalizado socialmente.

Asunto:

1. Estudiar los trabajos preparatorios que se llevaron a cabo para consolidar los Principios de París, adoptados por la Asamblea General de Naciones Unidas en 1993, con los que se reconoció el estatuto de las Instituciones Nacionales de Derechos Humanos en el Sistema Universal.

Asunto:

La Red sobre Migrantes y Trata de Personas de la Federación Iberoamericana del Ombudsman (FIO), a partir de la experiencia reseñada, considera necesario la implementación estándares mínimos para la atención a contingentes masivos de personas en contexto de movilidad que garanticen el pleno acceso a sus derechos humanos, a través de las cuales se amplie y mejore la coordinación interinstitucional existente y se fomente la colaboración entre actores clave en el proceso de atención, tanto a nivel interno como entre los países cuyos nacionales formen parte de los contingentes.

Asunto:

En relación con el Objetivo 2.c, acerca de establecer o reforzar mecanismos para vigilar y anticipar la evolución de los riesgos y amenazas que puedan desencadenar movimientos migratorios o influir en ellos, fortalecer los sistemas de alerta temprana, preparar procedimientos y herramientas para emergencias, iniciar operaciones de emergencia y respaldar la recuperación posterior, brindando estrecha cooperación y apoyo a otros Estados, las autoridades nacionales y locales competentes, las instituciones nacionales de derechos humanos y la sociedad civil; se propone: